Historia de los Milwaukee Brewers


Historia de los Milwaukee Brewers





En 1969 cuando los nuevos Seatle Pilots jugaron su partido inaugural en el remodelado parque de liga menor Sicks Stadium, quedaban por terminar 7000 asientos y la valla del left field.

Los Pilots bien pudieron prescindir de esos asientos. Menos de 700,000 espectadores fueron a verlos jugar (la tercera peor asistencia de la liga) a medida que se hundían en sótano del Oeste de la LA con 98 derrotas. Ese invierno los Pilots, con el nuevo nombre de Brewers, se mudaron a Milwaukeeaukee donde los aguardaba un verdadero estadio de grandes ligas (dejado por los Bravos cinco años atrás).

La asistencia mejoró cerca de un 38 porciento en Milwaukeeaukee, a pesar de que los Cerveceros de 1970 ganaron solo un juego más que los Pilotos en Seattle. Pasarían ocho más antes de que pudieran ver su primera temporada ganadora. Mientras tanto en 1972 cambiaron de la división Oeste al Este, intercambiando lugar con los Senadores de Washington, quienes al mudarse al Oeste se convirtieron en los Texas Rangers.

Al final y con mucha fuerza los Cerveceros rompieron su rutina perdedora en 1978. Una movida clave de la gerencia general trajo el cambio, la firma del agente libre Larry Hisle (quien el año anterior había encabezado la liga en carreras empujadas con Minnesota) fue también un paso gigante para conseguir el estatus de grandes ligas. Con una bonificación al firmar y pagos diferidos además de su salario, el contrato por seis años de Hisle, multiplicaba por once lo que había ganado en Minnesota, una cifra anual que habría sido suficiente para pagar el 40% de la nómina de los Cerveceros el año anterior.

Mike Caldwell
Hisle demostró cuanto valía en 1978, encabezando una ofensiva que se inspiró bajo la tutela del manager novato George Bamberger, llegando a liderear la liga en bateo, slugging, home runs y carreras anotadas. En el montículo Mike Caldwell ganó 22 juegos en la mejor de todas sus campañas. Aunque los Cerveceros nunca se acercaron a Los Medias Rojas de Boston o a Los Yankees de New York en la carrera por el liderato, si empezaron a jugar por encima de .500 a principios de junio para finalizar en un sólido tercero, 24 juegos por encima de .500.

Una lesión en el hombro el siguiente abril marcó el principio del fin de la carrera de Hisle y quizás le costó a Milwaukee el título de división. Incluso sin Hisle el equipo acumuló el que permanece hasta la fecha como su mejor porcentaje de victorias (.590), al tiempo que el outfielder Gorman Thomas (45 HR, 123 RBI) y varios bateadores de los Cerveceros alcanzaron nuevas cifras topes de productividad. Aunque nunca amenazaron seriamente a los punteros de Baltimore, sobrepasaron a Boston a finales de agosto para terminar en segundo.

La mayoría de los bates de Milwaukee permanecieron calientes en 1980, pero las lesiones, un pobre picheo y un ataque al corazón de Bamberguer (que lo llevo a perder la primera parte de la campaña y a su retiro a principio de septiembre) contribuyeron a finalizar en un distante tercer lugar. En la campaña de 1981 (dividida por la huelga), las mejores cifras de la liga de dos recién adquiridos lanzadores, el abridor Pete Vuckovich (14-4) y el relevista Rollie Fingers (28 salvados), ayudó a los Cerveceros a conseguir el mejor récord colectivo en el Este de la LA y el campeonato de la segunda mitad, pero en los playoffs especiales interdivisión contra el ganador de la primera mitad, New York, los Yankees capturaron la división de la corona tres juegos a dos.

Don Sutton
LOS WALLBANGERS DE HARVEY

Los Cerveceros comenzaron lentamente en 1982, al final de mayo estaban dos juegos por debajo de .500, cerca del sótano de la división. Al día siguiente Buck Rodgers, el manager de Milwaukee que había sustituido a Bamberguer dos años antes, fue a su vez sustituido por el dirigente Harvey Kuenn. Para mediado de julio el equipo había ascendido al primer lugar y encabezaban en Oeste por más de seis juegos al acercarse septiembre. Pero Baltimore había acortado la ventaja a tres juegos para el momento en que Milwaukee llegaba a sus últimos cuatro juegos. Una victoria habría dado a los Cerveceros su primer campeonato de división, pero perdieron sus primeros tres juegos por 5, 6 y 8 carreras. Don Sutton, quien había llegado desde Houston un mes antes se enfrentó al lanzador de los Orioles Jim Palmer, en el juego final de la temporada. Los Cerveceros facilitaron el trabajo de Sutton anotando diez carreras contra dos de Baltimore.

La ofensiva de Milwaukee (Harveys Wallbangers) había sido formidable, anotando más de una carrera por encima del promedio de la liga en cada juego. Cada categoría ofensiva incluía a uno o dos Cerveceros entre los primeros tres; en la de hits ocuparon los primeros tres. El campocorto Robin Yount quien terminó primero en slugging, hits y dobles, fue designado jugador del año de las grandes ligas.

En la post temporada California sacó ventaja dos a uno en La Serie de Campeonato, pero Milwaukee ripostó llevándose los últimos dos juegos y el pennant. En la Serie Mundial contra St. Louis, los Cerveceros tomaron el comando dos veces, pero los Cardenales viniendo desde atrás en el juego numero siete terminaron con las esperanzas de los Cerveceros.

Rollie Fingers
Milwaukee cayó al quinto lugar en 1983, y luego un último séptimo lugar el año siguiente, 36.5 juegos detrás, su más lejano final en la historia. No fue hasta 1987 que pudieron retornar al circulo de los ganadores, terminando en tercero con 91 victorias. Si hubieran permanecido en el Oeste de la LA donde comenzaron, habrían ganado el campeonato de división por seis juegos.

A medida que los veteranos Robin Yount y Paul Molitor continuaron encendiendo la ofensiva del club, el abridor Ted Higuera y el relevista Dan Plesac encabezaron el mejor cuerpo de lanzadores del Este de LA, los Cerveceros de 1988 jugaban por encima de .500 al final de agosto. Finalizaron empatados en tercero, a solo dos juegos del campeón Boston. Con Yount y Molitor disfrutando su más productiva campaña en 1989 y el relevista Plesac llevando un ritmo de implantar un récord del club en salvados, los Cerveceros se encontraban a medio juego del primer lugar en agosto. Pero las lesiones y la peor defensa de la liga hicieron su efecto, y el equipo terminó en cuarto, justo en .500. En 1990 la pobre defensa los llevó a permitir más de 100 carreras sucias, los Cerveceros cayeron al sexto lugar.

Robin Yount
Paul Molitor disfrutó de una sobresaliente campaña en 1991 y desde la primera semana de agosto hasta el final, los Cerveceros jugaron para un tórrido .750. Pero ellos habían comenzado su regreso desde 15 juegos atrás y se les hizo tarde llegando solo al cuarto, 8 juegos detrás. En otra buena temporada para Molitor en 1992 y otro final fuerte (luego de una mejor primera mitad), Milwaukee se acercó a solo dos juegos de los ulteriores campeones Toronto. Todavía el récord de los Cerveceros de 92-70 para finalizar en segundo, era su mejor cifra desde que ganaron el pennant una década atrás. Sin embargo, en 1993 el agente libre Paul Molitor partió hacia Toronto guiando la marcha de los Azulejos hacia un segundo título mundial consecutivo, al tiempo que los Cerveceros se hundían al sótano del Este de la LA 26 juegos detrás de los Azulejos.

En 1994 los Cerveceros fueron uno de los cinco clubes insertados en la nueva División Central de la LA, convirtiéndose así en el único equipo en jugar en tres diferentes divisiones. Terminaron en el último puesto una vez más, cayendo detrás de Minnesota a solo tres días de que la temporada concluyera en agosto.

En 1995 ocurrió escasa mejoría a medida que los Cerveceros del manager Phil Garner finalizaban en cuarto (65-79) en la nueva División Central de la LA. En 1996 a pesar de la salida hacia San Diego del toletero Greg Vaughn, a mitad de la temporada, Milwaukee subió al tercero (80-82). Otros Cerveceros notorios en 1996 fueron Dave Nilsson (.331) y Mike Fetters (32 salvados).