Plantas medicinales


Plantas medicinales





Hace ya algunos años el Ministerio de Sanidad y Consumo, cuando gobernaba el Partido Popular (2004), se prohibió el consumo de unas 190 plantas medicinales, plantas imprescindibles para poder obtener resultados muy efectivos donde actualmente la medicina alopática, oficial, está dando resultados más bien negativos para los pacientes.

Y tal como están las cosas en muchos sectores, no parece una “casualidad”, ¿verdad?, quiero decir, que se prohíben plantas medicinales para su venta, justo donde no dan pie con bola con la medicina alopática…me da que pensar. ¿No será que les están haciendo la competencia a todos los laboratorios farmacéuticas todo este mundillo de las terapias naturales?… ¿a ti también te da que pensar? Esta orden que puedes leerla entrando AQUI, se supone fue derogada hace ya unos años por Sentencia del tribunal de justicia de la Unión Europea, aunque aún hoy el Ministerio de Sanidad, no ha publicado en el Boletín Oficial del Estado (BOE) la misma, continuando vigente una Orden que impide comercializar legalmente plantas que muchas personas tienen como única esperanza de salud y vida.

Parece como que ha quedado en el limbo la derogación, ya que hay sentencias ejecutadas posteriores a esta, por lo que está “parcialmente” o totalmente, no lo sé, activa esta ley de prohibición de venta de estas plantas medicinales. Entre las plantas prohibidas figuran el muérdago, la mandrágora, el regaliz americano, el ricino, la hiedra, la lechuga salvaje, la cáscara sagrada, la cicuta, el tejo común, el romero silvestre y el crisantemo. La restricción se ciñe al ámbito de la medicina, no a la venta o cultivo con fines ornamentales, como en el caso de las dos últimas. Tendremos que plantar un huerto en casa.

Bien pues en este número hemos querido acercarte a algunas de estas plantas medicinales, para que conozcas sus propiedades y todos los beneficios, que son muchos, que aportan a tu salud. La naturaleza es completa y con esto quiero decir que nos aporta todo lo que necesitamos. La naturaleza en su totalidad es un derecho para todos, y a mi modo de ver tenemos derecho a saber utilizarla en nuestro beneficio personal sin necesidad de pasar por las grandes industrias farmacéuticas. Una vez más el mundo nos lleva a pensar que la sencillez es lo más sostenible, y el conocimiento es muy importante, ese conocimiento de nuestros ancestros con las plantas pueden ayudarnos a estar saludables, y pensando en la crisis económica, a ahorrar no sólo en nuestra casa, sino en todo el sistema sanitario mundial. Bien te dejo con algunas perlitas, pero te animo a investigar, a leer a aprender de nuevo como nos ayuda la naturaleza.