¿El todo o las partes?


¿El todo o las partes?





Lo que nos lleva a esperar que la República Dominicana se una a la tendencia mayoritaria de los países democráticos de América Latina donde existe un control civil de la seguridad y la defensa y donde los lineamientos estratégicos de nuestro activismo en la sociedad de naciones se asumen con criterios de respeto a las normas internacionales y al mantenimiento de la Paz y la búsqueda del desarrollo para todos los Pueblos.

Entonces reconoceremos los frutos de estas instituciones de formación especializada y de post-grado que las Fuerzas Armadas Dominicanas iniciaron con el siglo XXI sin la pompa ni el floreo que se estila entre los políticos criollos, sino con la determinación de ponernos al día en materias de importancia intelectual y como requisitos para lograr coherencia en nuestra vida institucional democrática.