Medidas para enfrentar la crisis económica


Medidas para enfrentar la crisis económica





Las medidas que el presidente Leonel Fernández está tomando para evitar el colapso económico del país están teniendo un duro costo para grupos sociales más pobres de República Dominicana, aunque el gobierno procura reducir el peso los impuestos mientras se advierten señales de que la situación económica mejorará, de acuerdo con un reportaje de The Financial Times sobre la crisis económica por la que atraviesa el país. El diario financiero británico da cuenta de la necesidad que tiene el país de establecer un nuevo marco recaudatorio, como forma de cumplir con los reclamos del Fondo Monetario Internacional y de enfrentar el déficit fiscal del gobierno.

La reforma aprobada por el Congreso, señala The Financial Times, y el anuncio de que a partir de enero el subsidio al gas propano – necesarios para enfrentar los problemas económicos dominicanos – tendrán como resultado una presión sobre los más pobres. Por ello, considera que no es probable que el presidente Fernández pueda devolver al país a los años de pujanza económica en los que gobernó por primera vez.

No obstante, da cuenta de que el gobierno está llevando a cabo acciones focalizadas para evitar que las medidas económicas tengan un peso excesivo sobre la población. Entre ellas, el diario británico señala la tarjeta para adquirir el gas propano a precios más baratos que en el mercado, y la entrega de 550 pesos mensuales a las personas que se encuentran en medio de una extrema pobreza. Cita al vicepresidente Rafael Alburquerque, en el sentido de que “la crítica situación que encontramos reclama un gran ajuste fiscal. Por lo tanto, hemos iniciado un programa de compensación social para enfrentar el aumento de la pobreza”.

De su lado, Daniel Pou, profesor de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO) afirma: “Esta es una bomba de tiempo. Los pobres serán golpeados porque los incrementos de impuestos afectarán principalmente a los grupos de ingresos medios, sobre quienes dependen aquellos para hallar empleos de servicios”. Hay quienes consideran que la situación mejorará en el futuro cercano. El economista y dirigente reformista Angel Lockward, advierte señales de que la situación está mejorando. “La mejoría en la confianza, debido al cambio de gobierno, ha tendido a estabilizar la economía. La aprobación de la reforma fiscal debe asegurar la sostenibilidad de la estabilidad económica”. Desde los barrios también halla The Financial Times puntos de vista positivos sobre el rumbo del país, a pesar de que resalta la crisis cotidiana. Arelis Morán, dirigente comunitaria del barrio de Gualey, advierte que “sin luz eléctrica, la inseguridad y pocos empleos, vivimos en un estado de neurosis colectiva. Pero la población está esperanzada que las cosas cambiarán para bien”.