La energía eólica


La energía eólica





La energía eólica

El viento fue utilizado en otros tiempos para impulsar navíos a través del mar, mover las ruedas de molinos o extraer aguas de las profundidades. Las postales tradicionales de los molinos de vientos de Holanda -que actuaban con exclusas para trasladas aguas de un sector a otro- y los de las campiñas de España que tienen referencias en el clásico de la literatura “Don Quijote de la Mancha”.

En la actualidad algunos países tienen desde un 3% a un 16% de su consumo de energía generada por las aspas que hacen girar a los molinos eólicos y esa tendencia va en aumento por ser una energía no contamínate, económica y renovable.

España lidera los indicadores de energía eléctrica producida por los generadores eólicos instalados en Andalucía, Granada, el Golfo de Cádiz y en las regiones donde la velocidad del viento es suficiente para mover las aspas que pueden medir de 6 a 9 metros de longitud.